03 abril 2017

Enrique Pinti - Del Cabildo al shopping

Share to Facebook Share to Twitter Email This Pin This Share This



'Enrique vive a este país y a su historia tan visceralmente que muchas de las cosas que han pasado le quitaron el sueño o le provocaron las más atroces pesadillas. En este libro nos invita a pasar a la intimidad de su viaje onírico...Este artista tiene la magia de trocar sus broncas y sus lágrimas por nuestras risas'.
Era, increíble. Mis pesadillas en la Primaria y la Secundaria deberían haber sido las matemáticas, la física o la química, incluso la educación física, que mi alma más gorda aún que mi cuerpo rechazaba...Pero no. Curiosamente o no, según cómo se mire, mis pesadillas eran con una querida materia que muchos odiaban y yo idolatraba: la vieja y peluda Historia Argentina, ¿Por qué, si me encantaba la narración de aquellos hechos, éstos se convertían en escenarios de mis pesadillas? ¿Premoniciones? ¿Proyecciones de futuro?
Aquella 'Máquina del Tiempo' que podía hacer retroceder a contemporáneos del siglo XX a cualquier época pretérita, ¿había hecho estragos en mi mente? ¿Mi lógica y algún amigo historiador me escupirán el salpicón nacional con algunas verdades molestas? ¿Me harían bolsa mi Cabildo de cartón y mi casita de Tucumán tan laboriosamente armada con alguna otra lectura que diera por tierra al viejo manual de Grosso y Astolfi? ¡Vaya uno a saber! ¿Quiere saberlo? Dele, si no tiene nada mejor que hacer, avance a la lectura del thriller que Hitchcock y Agatha Christie no se atrevieron a plantear: La Historia Argentina... la de mis pesadillas.
Y que les quede claro, por favor, no hay intención alguna de faltarles el respeto a ningún prócer ni principio fundamental de la Nación... Pero las pesadillas son así: irreprimibles, desordenadas e indomables, como los chicos y los locos, que (suele sostener la creencia popular) son los únicos que dicen la verdad, aunque sean políticamente incorrectos. ¡Ah y, por favor, no cuenten el final!.

0 comentarios:

Publicar un comentario

Únete a nuestro grupo en Face